Activismo extraordinario


Las situaciones fuera de lo común, demandan acciones fuera de lo común. Sin duda, estamos ante un escenario mundial inusitado, que irrumpió en la rutina de nuestra acelerada vida, sin pedirnos permiso y casi sin aviso previo.

El punto es: ¿Cuál será nuestro mejor aporte como Líderes, en este 2020? (año que seguramente quedará en nuestra memoria!).

Mi respuesta es: Activismo extraordinario.

Según la Real Academia Española, el Activismo es la Actitud o comportamiento activo de personas que participan en movimientos, especialmente de tipo político o social.

En la ciencia política, también puede ser sinónimo de militancia, particularmente a favor de una causa, como el cuidado del planeta, nuestros derechos y nuestras necesidades, con una visión generacional.

Hoy quiero traerlo a nosotras: ¿Cómo transformarnos en verdaderas activistas, en medio de escenarios como el que nos plantea, por ejemplo, la pandemia mundial?

Propongo pensar algunos puntos a considerar:

  1. Comprender que todo cambio y transformación social va desde lo personal a lo colectivo: Siempre comienza con “alguien”. Si yo cambio, entonces cambiará mi entorno. Muchas veces pretendemos cambios en nuestro entorno, utilizando los mismos métodos, herramientas o formas que nunca nos han funcionado. Necesito repensar mis maneras, mis formas de pensar, mis reacciones. En este tiempo, seremos desafiadas a cambiar nuestros paradigmas, y tendremos que estar dispuestas a hacerlo. Pero confiemos en la creatividad con la que hemos sido dotadas, para encontrar soluciones que antes ¡no vimos!.

  2. A toda acción, le corresponde una reacción. Es decir, cuando comprendemos el poder que tienen nuestras acciones (para bien o para mal), descubriremos que somos mucho más poderosas de lo que pensamos. Cuando reemplazas la reacción instintiva por Planificar acciones dirigidas a un fin específico, entonces te transformas en una estratega que persigue un objetivo con pasión, no para hasta lograrlo, y obtiene resultados. Y esto se aplica a todas las áreas.

  3. Los miedos son contagiosos: Demasiado contagiosos. Tal vez sean nuestros verdaderos enemigos, y quienes nos boicotean una y otra vez. Nuestras historias pasadas nos condicionan. Es esa memoria activa la que nos encarcela y atemoriza. El miedo tiene su faceta positiva al armarnos de precaución, y estar alertas para preservarnos. Pero fuera de su equilibrio, puede paralizarnos, ocupando y nublando nuestra mente, haciéndonos reaccionar de manera individual y egoísta.

Un verdadero líder ayuda a otros a vencer sus propios miedos, transmite información clara y verdadera, y no colabora con el pánico colectivo de ninguna manera posible.

  1. No puedo cambiar el mundo, si no logro cambiar mi metro cuadrado: El que puede con lo poco, podrá con lo mucho. Un gran sabio dijo: “Quien puede dominarse a sí mismo, es más fuerte que el que toma una ciudad”. Todo empieza por casa.

  2. Dar lo que tienes a la mano: Una palabra, un consejo, ser ejemplo, capacitación, tiempo, contactos, ayuda material, reconocimiento, escucha activa, un corazón atento. La generosidad tiene el poder de activar cadenas de favores cuyo alcance tal vez no podremos medir. Algo puedes dar, no importa tu situación!.

De esto se trata el Activismo extraordinario. Siempre hay maneras de activar cambios, más allá de las circunstancias que atravesamos. Y a esta clase de cambios somos llamados hoy: un cambio fuera de lo común, que se gesta desde el corazón de nuestras vidas y hogares, para irrumpir como un nuevo nacimiento de nuestras cosmovisiones, de nuestra conciencia, de nuestras agendas, y de nuestras prioridades. No podemos desaprobar la materia que la Vida nos está obligando a rendir: Líderes competentes del Nuevo Milenio. Un nuevo liderazgo que vuelva a retomar el llamado por la sustentabilidad de nuestra sociedad, donde no sólo el medio ambiente natural debe ser cuidado y preservado, sino también ese medio ambiente que contiene lo más precioso e intangible que tenemos y aquello que nos hace únicos: el entramado social, la vida, los afectos y la preservación generacional de esos valores trascendentes de nos hacen humanos.

Andrea Cordones es Fundadora y Presidente de Mujeres que Avanzan, una Organización con base en Argentina, que promueve el movimiento transformacional de líderes a nivel global, a través del mentoreo, la capacitación y el networking.

MCV

Gracias por ser parte de nosotras. 

© 2017 Mujeres con Visión